Uncategorized

SUSTO,TORERÍA,PADILLA Y ESCÁNDALO

Toros de Núñez del Cuvillo, bien presentados, de juego desigual; mejores 2º, 4º 5º y el excelente 6º; y un sobrero de Garcigrande, 3º bis, deslucido.

Juan José Padilla, herido por su primero y oreja con fuerte petición de la segunda en el 6º.

Morante de la Puebla, silencio en el que mató por Padilla, bronca y oreja.

Alejandro Talavante, oreja y oreja.

Entrada: Lleno de “No hay billetes”.

Desde la indignación con la que el público se ha ido a su casa o a seguir de fiesta, escribo esta crónica, pudiendo presumir de haber vivido una de las tardes que por mucho tiempo se recordarán entre los aficionados, no solamente de Zaragoza sino por todos aquellos que por televisión hayan podido verla. Mi indignación es porque cuando alguien se juega la vida, se va a la enfermería, con un pitonazo en un ojo que perdió en Zaragoza y acaba poniendo la plaza boca abajo al grito de “illa, illa, illa, Padilla maravilla” y solamente le da como premio una oreja, una de dos o tiene ni idea D. ANTONIO PALOMO presidente hoy del festejo o le gusta liarla como el año pasado lo hizo cerrándole la Puerta Grande al Juli montando otra gran bronca.

Mencionado ya como ha terminado la tarde vayamos al principio. Comenzó la tarde con el susto. Milagro en La Misericordia.Padilla se fue a portagayola en el que abrió plaza y el festejo. El toro no lo vio y al saltar por encima, le propinó un pitonazo en el mismo parche del ojo herido hace cuatro años aquí. El torero quedó noqueado del tremendo impacto e inmediatamente fue evacuado a la enfermería por sus compañeros, donde fue atendido.

Spanish matador Juan Jose Padilla is hit by a bull during the El Pilar Feria at La Misericordia bullring on October 15, 2016. / AFP PHOTO / ALBERTO SIMON

Morante tuvo tres toros y sus seguidores pasaron por tres estados diferentes: la pena por no cuajar al primero de Padilla, la furia por quitarse al segundo con un par de muletazos por abajo y una estocada, todo esto en dos minutos, al éxtasis, de ver al Morante bueno. El quinto, el del toreo bueno, no era fácil tras el petardazo en el anterior pero la nobleza maña salió a relucir y queriéndole demostrar lo mucho que se le quiere al de la Puebla, le dedicó una ovación antes que saltase el toro a la arena. Eso o el buen toro que le ha tocado en suerte, ha hecho que Morante destapase su frasquito de esencias y que dejase patente que se puede torear de muchas maneras pero como él, al ralentí, nadie.

Spanish matador Morante de la Puebla performs a pass to a bull during the El Pilar Feria at La Misericordia bullring on October 15, 2016. / AFP PHOTO / ALBERTO SIMON

Talavante que también cuenta con legión de seguidores en nuestra ciudad, se marcha de la Feria con dos orejas, una por toro y dejando la sensación que es capaz ahora mismo de torear a un televisor. En su primero de la tarde sin probaturas, empezó la faena en el centro del ruedo. Faena redonda, de mucho temple. Estocada y oreja. Algo tienen Zaragoza y Talavante en esta plaza porque no le recuerdo una mala tarde.

Spanish matador Alejandro Talavante performs a pass to a bull during the El Pilar Feria at La Misericordia bullring on October 15, 2016. / AFP PHOTO / ALBERTO SIMON

Al cuarto Talavante lo recibió con soberbios lances a la verónica en un templado saludo. Brindó al público. Extraordinario y emocionantísimo inicio de faena, dándole distancia y recibiendo con una arrucina por la espalda en el centro del ruedo. Toreo al natural, largo, de mano baja, templado, con relajo.La plaza la tenía en el bolsillo entregada. Otra gran serie al natural, por bajo, con otra arrucina cumbre. Lío grande, de torero grande, con la figura relajada, sin artificio, y con un toro en el límite de la bravura y la mansedumbre, jugó literalmente con él Talavante. Soberbio, extraordinario. Media estocada algo caída y tendida. Ha tardado en doblar y aunque el público ha pedido con fuerza la segunda oreja, el presidente sólo le concedió una.

Spanish matador Alejandro Talavante holds up the bull's ear as a trophy after a bullfight during the El Pilar Feria at La Misericordia bullring on October 15, 2016. / AFP PHOTO / ALBERTO SIMON

La plaza cuando ha visto salir a Padilla de la enfermería donde ha estado toda la corrida desde el primer lance cuando fue prendido, se ha puesto en pie, entre la alegría por su salud y el asombro de verle saltar al ruedo dispuesto a todo. Hasta con tres largas de rodillas recibió Padilla al sexto, para el acongojamiento del respetable que con las manos en la cabeza, no sabía si aplaudir o llamar a los “loqueros” para que detuviesen a ese insensato de Jerez, que desconoce el miedo. Si ya con el capote tanto en el primer tercio como llevándolo al caballo ya había puesto a la plaza del revés, ha formado un lío Padilla en banderillas, de padre y muy señor mío, siendo ovacionado con el público en pie . Si todo lo contado hasta ahora parecía poco, para poner aún más adrenalina en los tendidos, comenzó la faena rodilla en tierra, ante un toro bueno y con movilidad. Dos buenas tandas con la derecha, otra más al natural ante el toro mejor de la corrida. Con la rodilla en tierra, como empezó, terminó. La plaza ya por entonces, con el cuerpo un poco más recompuesto ante tanto arrojo del andaluz, casi temerario, ya coreaba el clásico “torero, torero”, seguido por un “Padilla, Padilla”, para terminar con un “illa, illa, illa, Padilla maravilla”. Lo despachó a la primera, con decisión y con el empuje de los 15.000 que hoy abarrotaban la plaza.

Zaragoza 14 de octubre de 2016.- TOROS PILAR 2016.-  Padilla, Morante y Talavante foto Fabián Simón archdc

El resto ya lo conocen, oreja, tres vueltas al ruedo y la madre de todas las broncas. Merecidísima para un señor que además de no ver torear con raza al capote, de hacer muy bien el segundo tercio llevando al toro con elegancia, de colocar tres pares de banderillas en su sitio  y una faena con pundonor, corazón, bragueta y torería, tampoco supo valorar el percance de Padilla y lo que ha puesto en la plaza que quizás por desconocerlo, no lo ha entendido.

Tarde para el recuerdo de tres toreros sensacionales, la plaza hasta los topes y los que no entienden esto, lo siento por ellos.

imágenes: abc.es